¿Cómo sacar el mayor provecho a este newsletter?

Cada tip está seleccionado para que puedas implementarlo rápido. Mientras más estrategias y técnicas domines, de mejor forma apoyarás a tus estudiantes y a ti [email protected]

Tip 1: ¿Cómo lograr momentum para estudiar?

  ¿Te ha pasado que mientras estudias te das cuenta que agarraste el ritmo, que se te está haciendo fácil seguir estudiando? A ese fenómeno se le llama momentum y nos ayuda a mantener la concentración en el estudio. Lo bueno es que se puede intencionar y aquí te diré qué puedes hacer para lograrlo en pocos minutos. 

  Partiré con un ejemplo típico, ¿recuerdas el esfuerzo que tienes que hacer al comenzar a empujar un auto? Al inicio cuesta mucho, pero una vez que ya se está moviendo necesitas menos fuerza. Estudiar es parecido, es como empujar un auto, pero ¿qué tal si ese primer empujón fuese más fácil, que no te cueste y que además sea motivante?  

  Aquí está el secreto, al comenzar a estudiar debes definir una tarea muy muy muy simple y rápida de hacer. Esta tarea puede durar 30 segundos, 1 minuto o hasta 5 minutos, y debes obtener un resultado claro en ese tiempo. 

  Algunos ejemplos de actividades breves: planificación diaria del estudio, leer 1 página de un libro, preparar el lugar de estudio. 

  Una vez completada la tarea corta debes celebrar que la terminaste, esa inyección de energía de haber completado la actividad te permitirá estar más [email protected] para continuar estudiando. 

  Es más fácil seguir estudiando que comenzar a estudiar, si logras iniciar de forma fácil, ya lo lograste.  

  Si eres docente, tutor/a o [email protected] usa este tip para ayudar a tus estudiantes, pon el foco en que logren iniciar el estudio cada vez más fácilmente y verás que es mucho más efectivo que enfocarse en todo el hábito durante las primeras semanas. Tu meta inicial debería ser que tus estudiantes se sientan capaces de comenzar a estudiar cada vez que sea necesario, cada vez que lo logren se les hará más fácil la siguiente vez y su mindset (percepción de sí mismos) cambiará. Después de una semana ya deberías estar viendo estos resultados. 

Paso 1: define una actividad relacionada al estudio de no más de 5 minutos. 

Paso 2: haz la actividad e inmediatamente celebra que la completaste (te recomiendo leer sobre las recompensas aquí). 

Paso 3: continúa estudiando según lo planificado ... o repite los pasos 1 y 2 para ganar más momentum si lo consideras necesario.

Tip 2: Se aprende más cuando uno está bien.

  Castigar o dar advertencias a las personas que no estudian es un error típico porque se les está fomentando que estudien para evitar problemas a futuro, en el fondo, haciéndolos sentir mal. Las consecuencias son nefastas, ¿cuántas veces hemos visto a alguien estudiando de mala gana?, ¿creen que el día de mañana van a tener ganas de abrir el libro o hacer alguna tarea?

  Comprendo que en algunos casos pueda ser difícil, pero no perdamos de vista que cuando uno más aprende es cuando tiene la predisposición adecuada, cuando uno tiene la mente abierta y hay un cierto grado de curiosidad.

  ¿Qué podemos hacer para que nuestros estudiantes se sientan bien estudiando? Si bien hay varias ideas, considero que aprender jugando y fomentando la curiosidad ayudan muchísimo a tener la predisposición a aprender adecuada, porque las personas somos curiosas por naturaleza y nos gusta jugar, nos gusta pasarlo bien.

  Piensa en qué te motiva a ti a estudiar y pregúntale a tus estudiantes sobre esto. Además, si no estás [email protected] de qué hacer, experimenta y ve qué funciona y qué no.

  ¿Te gustaría saber más sobre cómo desarrollar la curiosidad? Creo que voy a tener que escribir un post sobre esto porque es una de las habilidades socioemocionales que tienen mayor impacto en el rendimiento académico según la OCDE (estudio realizado el 2021 llamado Beyond Academic Learning).

El vaso 1/2 lleno: recibiendo apoyo para definir mejor los productos y precios de Hábitos al Día. 

  Hábitos al Día nació para ser la plataforma que le permita a las personas y organizaciones aprender a desarrollar los hábitos que les permitan lograr sus grandes metas mediante un método fácil, agradable, rápido, efectivo y flexible. Pero como todo emprendimiento, es necesario focalizar lo más posible y comenzamos con el “Hábito de Estudiar”.  

  A medida que he trabajado con personas y organizaciones he podido definir algunos de los productos que solucionan los problemas que tienen, pero no es suficiente, la manera de ofrecerlos no ha sido la más inteligente que digamos, por lo que tuve que pedir ayuda.

  Durante Marzo comencé a recibir apoyo profesional para resolver lo anterior, así que pronto podrán ver la página web actualizada. Muchas gracias Juan, Santiago y Claudia por el apoyo, aprendí muchísimo.

¿Te gustó? Suscríbete y coméntale a tus cercanos

Al suscribirte de enviaremos un correo confirmando tu suscripción, revisa que no quede como SPAM.

No enviamos spam. Puedes desinscribirte cuando quieras.

¿Quieres ver los newsletter pasados?

Haz click aquí